Foto ilustrativa (Departamental Santa María)

Redacción Alta Gracia- Otra fiesta desbaratada y las mismas caras.

En esta ocasión, el hecho ocurrió a las tres de la madrugada, en una vivienda de calle Falucho al 200, donde se desarrollaba una reunión no autorizada de unas 50 personas, las cuales salieron corriendo al momento del operativo. Sin embargo, se pudo identificar algunas de las personas, que casualmente, también estuvieron en la fiesta de calle Viera, veinte días atrás.

NOTA RELACIONADA:

El propietario, de unos 35 años, se negó a firmar el acta de infracción a la Ley 10702 y a la Ordenanza 11461 por el Régimen Sanitario Excepcional. La multa puede calcularse entre 10 y 100 mil pesos.