Foto ilustrativa

Vecinos del sector observaron que un hombre de 30 años ingresó a la vivienda de su expareja amenazádola a ella e hijos. Luego generó disturbios a un grupo de vecinos. Al llegar la policía también agredió a los agentes.

Personal policial informó que, que mientras se encontraba patrullando el sector, observó un hombre de 30 años quien estaba amenazando y generando disturbios a un grupo de vecinos y al percatarse de la presencia policial comienza a agredir verbalmente a los mismos.

Al momento del control el agresor comienzó a arrojar golpes de puño sin lesionar a ninguno, por lo que se procedió a la aprehensión.

Más tarde el personal se entrevistó a una mujer de 31 años quien expresó que momentos antes el mismo hombre ingresó a su domicilio sin autorización, amenazándola a ella y familia.