Foto Gobierno de Córdoba

Cadena 3- Habían sido habilitadas sólo para el fin de semana pasado. Ahora, el Gobierno provincial espera la respuesta de la Nación para permitirlas nuevamente, pese al aumento de casos de Covid-19.

El ministro de Salud de Córdoba, Diego Cardozo, dijo este jueves en conferencia de prensa que se aguarda la respuesta del Gobierno nacional para saber si se permitirán las reuniones familiares este domingo en la provincia, pese al aumento de casos de coronavirus.

Pese al récord de casos que presentó Córdoba con 574 nuevos contagiados, el asesor del Centro de Operaciones de Emergencia (COE), Juan Pablo Caeiro, advirtió más temprano que todavía la provincia “tiene espalda”, pero insistió en que hay que cuidarse entre todos, por el bien común.

Según datos del Ministerio de Salud de la Provincia, en el último informe de este miércoles se confirmaron 574 nuevos contagios de coronavirus, de los cuales 276 corresponden a Córdoba capital y 298 al interior. Además, se registraron siete personas fallecidas.

“Todavía está pendiente qué va a pasar, esperamos todos que nos vaya bien y se autoricen (desde la Nación), pero hay que tener en cuenta que los números de la pandemia son bravos”, opinó Caeiro sobre las reuniones familiares en diálogo con Cadena 3.

No obstante, destacó que hasta el momento la ocupación de camas es del 29.2%, por lo que “hay espacio” y “Córdoba tiene espalda”.

“Tenemos que cuidarnos entre todos por el bien común, por el bienestar de otra gente, no sólo la sana, sino que tenemos que ayudarnos entre todos”, remarcó.

En cuanto a la situación de Río Cuarto, uno de los lugares donde el pico de brotes trepó abruptamente, indicó que, aunque “es una preocupación, se está actuando como se hizo en Córdoba, buscando testeos en barrios más calientes y controlando la situación con distanciamiento”.